domingo, 4 de diciembre de 2016

Las uvis de la ira, de Enfermera Saturada

Las uvis de la ira (ed. Plaza & Janés, 2016) es el nuevo libro de la Enfermera Saturada, una obra que tiene el mismo tono divertido, ácido y desenfadado con el que ya nos cautivó en La vida es suero y El tiempo entre suturas y que se dirige a un lector con un perfil bien definido: "Si no tienes claro si una enfermera que pincha en el turno de noche es una DJ. Si estás convencido de que la persona que inventa el tamaño de las pastillas no es una buena persona. Si no soportas a las señoras que te dicen en qué vena tienes que pincharlas, éste es tu libro". Y yo añadiría alguna características más. Si tienes ganas de pasar un buen rato, reírte con una lectura que rebosa sentido del humor y espíritu crítico, éste es tu libro...


Enfermera Saturada se define como una enfermera española que busca hacerse un hueco en la sanidad. Empieza los turnos en planta, baja a la UCI, sube a prematuros y termina en urgencias. Esta enfermera se maneja como pocas en las redes sociales, desde donde a diario decenas de miles de personas ven cómo repasa, con humor y descaro, la actualidad de su hospital y la de cualquier hospital de España.

Tras recorrer media España infructuosamente haciendo turismo de oposición en busca de la plaza fija, la Enfermera Saturada, «Satu» para los amigos, vuelve a la carga más saturada y más desatada que nunca con Las uvis de la ira. Ya está en la treintena, sigue de eventual en el sistema sanitario público, sin que le haya llegado la plaza fija, ni el amor definitivo. En la ruleta de la bolsa de empleo va cayendo de planta en planta y desarrollando una personalidad múltiple que se mostrará en todo su esplendor a lo largo del libro.

Como en sus anteriores libros, la mirada socarrona y sarcástica de Satu no sólo se posa sobre los diferentes aspectos sanitarios, sino que se adentra en otros terrenos de la sociedad relacionados también con su profesión. En esta ocasión, además de sus experiencias sanitarias, reflexionará sobre fenómenos como los múltiples tipos de leche que pueblan los supermercados y que convierten la compran en un acertijo imposible de resolver.

Satu nos abrirá también su corazón para desvelarnos aspectos sentimentales que, como podremos comprobar, están estrechamente ligados a su profesión. También la acompañaremos en su aventura británica, siguiendo la estela que han seguido miles de enfermeros y enfermeras desde que se inició la crisis.

Y ya sólo queda que leas el prospecto de un libro que puedes tomar en pequeñas dosis o de un trago, que creo que es el método que finalmente vas a elegir porque, una vez que abras el bote, no podrás cerrarlo hasta que caiga la última gota;

COMPOSICIÓN Principio activo (75%): Humor sanitario. Excipientes (25%): Ironía, humor negro, algún tuit y mucha retranca gallega.

 POSOLOGÍA En adultos no sanitarios, administrar un capítulo cada 8 horas. Si se pertenece al gremio, administrar libremente.

 INDICACIONES Capítulos de humor sanitario para enfermeras saturadas, estudiantes, supervisoras, mujeres que llaman de la bolsa de empleo, sanitarios en general y pacientes en particular.

 CONTRAINDICACIONES No se recomienda su administración en ministros de Sanidad.

 PRECAUCIONES Aplicar con cuidado en consejeros de Sanidad y directoras de Enfermería.

 EFECTOS SECUNDARIOS Explosiones descontroladas de risa, pérdidas leves de orina, deseo irrefrenable de estudiar enfermería y adicción al mundo de Enfermera Saturada.

 INTOXICACIÓN En caso de sobredosificación, no llamar al Centro Nacional de Toxicología.

 PRESENTACIÓN 100% digital. Tinta electrónica no comestible.

 ADVERTENCIAS Mantener fuera del alcance de enfermeras tristes.

Puedes comprar el libro en Popular Libros.

Únete al grupo de facebook "Me gustan los libros", la Reserva Natural de los Mamíferos Devoradores de Libros, y comparte tu opinión sobre este y otros títulos.

También te espero en mi página personal de facebook: Miguelangelescritor.