lunes, 3 de septiembre de 2012

Enemigos. Una historia del FBI

Enemigos. Una historia del FBI (ed. Debate, 2012) es un exhaustivo y riguroso recorrido por la historia de la Oficina Federal de Investigación estadounidense, realizado por el premio Pulitzer Tim Weiner, quien se ha basado para su investigación en más de setenta mil documentos recientemente desclasificados, así como en cientos de entrevistas y materiales no disponibles hasta el momento.


En esta obra, Weiner nos ofrece una visión diferente del FBI, que aparece no como una fuerza policial que lucha contra el crimen manteniendo el imperio de la ley, sino como una agencia cuya primera y principal misión ha sido y es la inteligencia secreta contra terroristas y espías. El eje central del libro gira en torno a la figura de J. Edgar Hoover, director de la Oficina durante cincuenta años. En sus páginas se desmontan mitos y leyendas sobre su persona y se le muestra bajo una nueva luz, un Maquiavelo astuto e ingenioso, un manipulador de la opinión pública que “practicó la guerra política y el secretismo en aras de la seguridad nacional, a menudo a expensas de la moralidad”.

Y es que estamos ante un libro que va más allá del reportaje histórico para plantearnos una reflexión sobre cómo encontrar el equilibrio en la constante lucha por estar seguros y a la vez ser libres. La historia del FBI es una crónica sobre un siglo de conflictos en torno a “las actividades de inteligencia secreta en una democracia abierta, el tira y afloja entre seguridad nacional y libertades civiles”.

El autor se remonta a los orígenes de la Oficina, en el año 1908, que nació como instrumento de la ley, para transformarse en pocos años en un “arma ilegal de guerra política”. A través de su evolución asistiremos a episodios claves de la historia de los Estados Unidos y del mundo como el crac del 29, la Gran Depresión o la Segunda Guerra Mundial. Será aquí donde haga aparición la figura de Hoover en todo su esplendor de la mano del presidente Roosevelt quien le encargó la lucha contra el enemigo interior “con el mayor de los secretos y el máximo poder que un presidente podía imponer”.

Durante la guerra contra los nazis el FBI se convirtió en el primer servicio de inteligencia exterior propiamente dicho de Estados Unidos, aunque la principal obsesión de Hoover seguiría siendo la lucha contra el comunismo, siempre dispuesto a dar caza a una supuesta conspiración comunista clandestina contra los Estados Unidos.

Asistiremos a un largo historial de detenciones y retenciones ilegales, allanamientos, robos, escuchas telefónicas y todo tipo de abusos de poder en nombre de la libertad, la democracia y la justicia, con la complicidad de los gobiernos correspondientes, observando desde una perspectiva diferente episodios y personajes históricos claves del siglo XX como Fidel Castro, Trujillo, la Guerra de Vietman, la caza de brujas contra los comunistas, Martín Luther King, los asesinatos de los Kennedy, el Ku Klux Klan, etc.

El declive y la muerte de Hoover nos mostrarán también cómo su sucesor estuvo a punto de destruir la Oficina en apenas unos meses. Pero descubriremos después el giro en las metas de la institución para convertirse en adalid de la lucha contra el terrorismo, siendo este su principal objetivo en la última parte del siglo XX. Bin Laden, Al Qaeda, Bush, el 11-S, Guantánamo y la Guerra de Irak serán los personajes y episodios protagonistas de esta parte del libro. La Oficina jugará un papel crucial en la cruzada contra el mal del presidente Bush, dispuesto a utilizar “toda la fuerza necesaria y apropiada” contra los terroristas.

El final del libro describe las nuevas reglas que rigen la actuación de una institución que continúa en la búsqueda de “la posibilidad de que en un tiempo de constante peligro los estadounidenses pudieran a la vez ser libres y sentirse seguros”.

Puedes comprar el libro en Popular Libros.

Únete al grupo de facebook "Me gustan los libros", la Reserva Natural de los Mamíferos Devoradores de Libros, y comparte tu opinión sobre este y otros títulos.

1 comentario:

Mariuca dijo...

El libro parece muy interesante, aunque no me fío mucho de lo que los americanos llaman "contar la verdad" sobre cualquiera de sus acciones y nada sobre lo que suelen descubrir sobre su historia.
De todas formas si creo que es un libro que voy a leer.