martes, 19 de mayo de 2009

20 títulos para la Feria del Libro (XI): "Un planeta de gordos y hambrientos"

“¿Cómo es posible que en un mundo donde se cuentan unos 850 millones de hambrientos haya al mismo tiempo 1.000 millones de personas con un notable exceso de peso o francamente obesos?”

El libro “Un planeta de gordos y hambrientos” de Luis de Sebastián (ed. Ariel, 2009), nos hace reflexionar sobre dos males contrapuestos que se producen simultáneamente en el mundo actual.

El autor trata el tema de la obesidad y del hambre y los relaciona pero no equipara las dos situaciones “el hambre es una condición más cierta, grave, letal y más injusta. Los gordos y obesos, lo son en gran medida porque han elegido un estilo de vida que lleva a estas condiciones”.

La intención del autor es analizar los mecanismos de funcionamiento del sistema global de producir alimento, lo que el autor llama “complejo industrial-alimentario”. Nos lleva desde las semillas plantadas en la tierra hasta los estantes atestados de los supermercados. Un sistema que deja a cientos de millones de personas sin alimentos y, al mismo tiempo, genera obesidad, promocionando y vendiendo productos con exceso de calorías, grasas, azúcares.

Lo reflejado en el libro saca los colores de las principales empresas mundiales de alimentos, denuncia su responsabilidad en las desigualdades sociales, pero su contenido también debe avergonzarnos y hacernos reflexionar sobre realidades ante las que cerramos los ojos.

“Es una vergüenza que en el mundo se gaste mucho más en evitar el sobrepeso que en erradicar el hambre y las enfermedades que no dejan nunca de acompañarle”.

“No existen remedios asequibles para enfermedades letales como el sida, la malaria etc, y sin embargo hay 1.800 patentes pendientes para productos adelgazantes”.

El autor se acerca al tema de forma seria y sin prejuicios intentando cumplir la premisa del evangelio “Por sus frutos los conoceréis”. La conclusión final es que “un sistema de producción y distribución que genera consecuencias perversas para casi la tercera parte de los habitantes de la tierra algo debe tener de dudoso, imperfecto o francamente pernicioso.”

Los datos y análisis de las causas y consecuencias tanto del hambre como de la obesidad ocupan la primera parte del libro. La información se presenta de forma ordenada de tal forma que podemos situarnos perfectamente en ambas problemáticas. El autor responde preguntas inquietantes como, ¿Cuánta hambre ha en el mundo?, ¿cómo se mide?, ¿de qué forma afecta la obesidad a los niños?, ¿cómo está afectando la obesidad a los países que más la están sufriendo? Y, lo más importante, ¿hay suficientes alimentos en el mundo para alimentar a todos los habitantes del planeta?

La siguiente parte está dedicada al estudio de los mercados, tanto en los países pobres y en los ricos, demostrando la responsabilidad de las empresas alimenticias tanto en el grave problema del hambre como en la epidemia actual de obesidad. Analiza temas candentes como los alimentos transgénicos, los bancos de semillas, los “biopiratas”, los efectos del cambio climático sobre el hambre, las subidas de precios de los cereales y productos básicos como la producida en el año 2008. También se detiene en las “dietas milagro” y los alimentos que se ofrecen para adelgazar. A continuación presenta las 15 mayores empresas del sector alimentario (Nestlé, PepsiCo, Coca-Cola, Danone, etc), sacando a las luz sus virtudes y miserias. Analiza también las campañas publicitarias, la situación de los niños como centro de las estrategias publicitarias, los efectos de la comida rápida, etc.

Finaliza el libro de forma positiva intentando buscar soluciones para el hambre y para la plaga de obesidad. ¿Qué se está haciendo para solucionar el hambre? ¿Es efectivo? Nos advierte también sobre lo que podemos hacer en los dos temas, cómo contribuir a terminar con la pobreza y cómo evitar la obesidad, advirtiéndonos de los peligros a los que nos enfrentamos ya que “Nadie nos puede obligar a consumir algo que nos perjudica, pero nos pueden seducir, engañar y al fin y al cabo inducirnos a consumir productos con unas características dudosas o en cantidades exageradas y nocivas.”

El libro se actualiza con un apéndice de última hora sobre los efectos de la crisis económica en los temas tratados completando una obra imprescindible para todo aquel que todavía tenga algo de conciencia…

Puedes comprar el libro en Popular Libros.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

MIguel Angel: Me gustan los blogs en los que se habla en primera persona. En tu caso, hay que añadir el mérito de hacerlo acompañado de tus creencias, que no es poco para los tiempos que corren. Yo no soy creyente pero me encanta la pasión y la sabiduría de Cesar Vidal. Pero sobre todo, soy un enamorado de la obra de Joseph de Maistre y del extraordinario ensayo que le dedicó E.M. Cioran. Un saludo.
elisalfonso.es

Miguel Ángel dijo...

Hola Gracias por tu comentario.

Este blog está relacionado con los libros y estos son parte de mi vida así que no puedo desligaros de mis creencias cristianas.

La idea de este blog es compartir la pasión por los libros con todo aquel que quiera acercarse por aquí ¡bienvenido!

Compartimos admiración por la obra de César Vidal. No conozco al otro autor y el ensayo que comentas, ¡tendré iniciar la caza de alguna pieza!

Un saludo

pablo dijo...

No he leído el libro recomendado, porque aun tengo unos cuantos en lista de espera. Sin embargo, a propósito del asunto del hambre en el mundo y la posibilidad de que se agoten las posibilidades de alimentación de una población en aumento, me ha gustado el artículo de Luis del Pino en su blog, que creo que vale la pena leerlo, porque es cortito y revelador.
Ahí va el enlace: http://blogs.libertaddigital.com/enigmas-del-11-m/el-espectro-del-hambre-4765/
Pablo Blanco