domingo, 13 de diciembre de 2009

"Los primeros cristianos", otro gran libro de César Vidal

Editorial Planeta ha publicado una edición ampliada y corregida de la tesis doctoral que realizó César Vidal, publicada en 1991 bajo el título “De Pentecostés a Jamnia” y que aparece ahora bajo el título “Los primeros cristianos” (Cesar Vidal, 2009), un libro en el que el autor ha aportado nuevos datos basados en los años de investigación, pero manteniendo la mayoría del contenido y las conclusiones iniciales, ya que dos décadas después de haber sido escrita las tesis contenidas en aquella obra le sigue pareciendo igual de indiscutibles.


La tesis consiguió la máxima calificación académica por unanimidad del tribunal, por lo que estamos ante una obra rigurosa, muy bien documentada, original en las fuentes consultadas y en los planteamientos y conclusiones. Un libro imprescindible para entender el surgimiento y extensión del cristianismo. Al contrario de lo que pueda pensarse la ruptura entre el cristianismo y el judaísmo no se produjo “a partir de unas coordenadas gentiles sino, por el contrario, en un marco judío”. Esta tesis la defenderá y demostrará el autor de forma convincente.

El libro está dividido en tres partes principales. La primera parte, “Las fuentes”, nos acerca a “las fuentes históricas que nos permiten reconstruir los orígenes del cristianismo”. La originalidad de esta sección la encontramos en el examen de las fuentes en su lengua original(clásicas, rabínicas, neotestamentarias, apócrifas y patrísticas) y en los descubrimientos arqueológicos que el mismo autor pudo examinar personalmente en Israel en el otoño de 1991.

En las fuentes clásicas, se analizan las referencias que aparecen en obras de Tácito, Suetonio y las dos referencias más famosas de los escritos de Josefo. El apartado más novedoso del libro lo encontramos en el estudio de las fuentes judías. Después, el autor hace un recorrido por todos los escritos neotestamentarios de forma clara y concisa. Al libro de los Hechos de los Apóstoles le dedica un anexo en el que profundiza aún más en los estudios que se han realizado sobre su fiabilidad histórica. Especialmente interesante me parece la interpretación que se realiza del libro de Apocalipsis. Las fuentes apócrifas y patrísticas, con la Didajé como principal protagonista, culminan un análisis serio de las diferentes fuentes que nos ofrecen un cuadro completo sobre el origen del cristianismo. Las fuentes arqueológicas del judeo-cristianismo del siglo I son más escasas que las escritas, pero confirman plenamente el contenido de las mismas.

La segunda parte, “Historia, sociedad e instituciones del judeo-cristianismo en el Israel de Pentecostés (30 d.C) a Jamnia (80-90 d.C)”. Reconstrucción del judeo-cristianismo desde la crucifixión de Jesús hasta su expulsión del pueblo de Israel. Se analiza el cambio radical producido en la comunidad de discípulos de Jesús, quiénes pasaron de esconderse e incluso renegar de él en algún caso cuando su maestro fue arrestado, a comenzar una labor de predicación impulsados por las apariciones del Jesús resucitado. Los primeros años se centraron el comunidad de Jerusalén, cuyo funcionamiento, organización, composición y enfrentamientos con la autoridades judías se detallan en esta parte. Un acontecimiento crucial, el concilio de Jerusalén, abrió el camino “de expansión de la fe en Jesús entre los gentiles de una manera que se revelaría ya irreversible”. La destrucción de Jerusalén en el año 70 d.C. provocó el concilio de Jamnia que excluyó a los judeo-cristianos del seno de la nación judía.

Por último, “La ideología del judeo-cristianismo en el Israel del siglo I”, se centra en el análisis de la composición social y pensamientos de los judeo-cristianos. Se rebate la creencia de que la cristología judeo-cristiana se contrapone con la paulina. Se realiza en esta sección un análisis exhaustivo sobre los principales temas que componían las creencias judeo-cristianas. Destaca la relación comentada de los calificativos atribuidos a Jesús (“El Siervo”, “La piedra rechazada y de tropiezo”, “El Cordero”, “El Hijo del Hombre”, “El Profeta”, “El Justo”, “El Mesías”, “El Hijo de Dios”, “El Señor”, “El Nombre”, “La Palabra” , “El Salvador”, etc.). La angelología, escatología y pneumatología judeo-cristiana completan una sección de estudio que hay que leer y analizar con detenimiento.

Las conclusiones finales del autor nos ayudan a entender el cisma que se abrió entre judaísmo y cristianismo “un hecho que había marcado con sangre y lágrimas la Historia universal y que, en apariencia, debía haber resultado totalmente absurdo en la medida en que Jesús había sido un judío que se había presentado como el mesías esperado por Israel durante siglos”.

Puedes comprar el libro aquí: Popular Libros.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Como es posible que comentes un libro cada 12 horas, acaso los lees del tiron, es imposible sencillamente hacerlo, y si no los lees como los comentas? acaso tienes un pelin de afan de protagonismo o que?

Miguel Ángel dijo...

Este mes estoy recomendando un libro cada día (que son 24 horas, no 12). Algunos de ellos ya los he leído anteriormente.

En cuanto a cómo lo hago, pues saco tiempo de donde puedo, imagino que como todos los devoradores de libros.

Y, eso sí, en este blog el único protagonista es el libro...

Un saludo

Sofía dijo...

Además de lo difícil que es encontrar un buen libro entre los que reseñas, el contenido de este blog está tan inclinado a la derecha que si no sujeto el pc se me cae de la mesa.

Miguel Ángel dijo...

Hola Sofía,

El menú literario es variado y ya sabes el dicho "para gustos, los colores"

Y en cuanto a lo otro que comentas, no comparto la moda de politizarlo todo y encajar las ideas en la izquierda o la derecha. Las ideas no son patrimonio de ninguna ideología política.

Además, cada vez entiendo menos qué significan esos términos ¡padezco dislexia política!

Un saludo

Anónimo dijo...

hola miguel angel, me llamo Jose Luis, soy un joven de 25 años, y por casualidad vi tu blog, buscando informacion sobre el libro de Cesar Vidal. Me lo voy a empezar a leer ahora, pero la gente me dijo q es algo lioso y demasiadas fechas y quiero saber tu opinion, aparte quiero decirte q yo soy muy cristiano (no lo digo por quedar bien) y me preocupa en q sentido esta dirigido el libro. gracias por todo, me ha servido de gran ayuda

Miguel Ángel dijo...

Hola José Luis

El libro de César Vidal es una tesis doctoral, así que es cierto que es denso en cuanto a su contenido, con múltiples referencias, citas y fechas. César Vidal tiene otras obras más divulgativas, pero en esta ocasión estamos ante un libro para los que quieran profundizar en los orígenes del cristianismo por lo que son necesarios todos esos datos y fechas.

Los libros de César Vidal son rigurosos y fieles a las enseñanzas bíblicas.

Un saludo